sábado, 12 de noviembre de 2011

Pequeño planeta

Todas conocemos la serie Sexo en N.Y, personalmente me gusta y he visto casi todos los capítulos. Pero muchas veces, a pesar de todos los conflictos amorosos que viven las protagonistas y el empeño en retratar la realidad de cuatro mujeres que trabajan, sueñan, triunfan y fracasan. No dejo de tener la sensación de que ellas viven una vida en un pequeño planeta, llamado New York, creado especialmente para sus fantasías cotidianas. Donde todo es irreal hasta de duendes y hadas.
Quiero decir que me gustaría conocer ése planeta, donde Patricia Field, me diseñe un look para caminar por las calles de ése pequeño mundo y encontrarme con mi foto pegada en un bus.


O ver pasar a un hombre como Big sacando globos por la ventana de una limusina. O que Manolo Blahnik, no duerma una noche por diseñarme unos zapatos únicos de color azul. Y ni hablar de poder desfilar como si fuera modelo, aunque al final termine dándome un porrazo.


Pero a pesar de todo, de los hombres maravillosos que las rodean, los vestidos, los viajes y demás situaciones terminan siempre solas y casi primas hermanas de mujeres desesperadas.
Y ustedes dirán, ¿¿¿ YYY ???....
Y yo me pregunto nos gusta tanto Sexo en Nueva York, porque es irreal? ¿Las mujeres nos vemos reflejadas? ¿ Preferimos más la fantasía que la realidad del día a día?
Realmente nos gustaría que nuestra vida sea así?
Lo que yo les puedo decir es que por una hora de serie me encanta tener la sensación de ver a Alicia con sus maravillas, Cenicienta con su carroza, Blancanieves sin la bruja y a la Bella sin la bestia.
Y si además miro la película y casi falta Aladino subiéndome a su alfombra.
¿Qué más puedo pedir?
Definitivamente las mujeres somos unas románticas , totalmente demostrado.
Besos para todas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada